quinta-feira, 28 de março de 2013

Destruyen Templo declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad

Destruyen Templo declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad
El famoso templo de San Andrés de Pisimbala, declarado por la Unesco Patrimonio de la humanidad, fue quemado en un 90% luego de que indígenas y campesinos de la zona de Tierradentro, en el Cauca, en medio de ancestrales enfrentamientos sucedidos en la madrugada de hoy jueves, según informaciones, atacaron el preciado momumento  histórico y religioso ligado al pueblo indigena Nasa.
Los hechos han generado tristeza a nivel nacional e internacional dado el significado de esta zona milenaria, ubicado sobre la cordillera central en el suroccidente del país, una zona en la que se ubica el parque Arqueológico de Tierradentro.
Los hechos fueron rechazados por el alcalde local Mauricio Castillo Morales, señaló que en este hecho hubo manos criminales. El templo es relevante por su belleza, y la historia con el pueblo Nasa, quienes fueron acérrrimos opositores de la invasión española. El periodista Ovidio Reynaldo Hoyos Mósquera en su portal indicó que  "En esa parte del oriente del Cauca se vive un conflicto entre indígenas y campesinos que se viene agudizando por el manejo y administración de la educación"  Según fuentes citadas por el periodista: "ha llegado una comisión del gobierno de Inzá a San Andrés de Pisimbalá para constatar los graves hechos al considerar que se trata de un atentado al patrimonio cultural de la humanidad".
Por su parte Jair Cardoso, director de la emisora Radio Eucha, del municipio de Belalcazar, reportó que el hecho se registró a la 1:00 a.m. del jueves, y de acuerdo a las primeras versiones la estructura de la capilla sufrió averías muy graves en un 90%.
Extraoficialmente se informó también que una turba de indígenas, la emprendió contra el templo y le prendió fuego, como secuela del conflicto por tierras entre campesinos e indígenas que se viene presentando en la región y que se reavivó la semana anterior.
Construida de barro y techo de paja, la capilla era el ícono de la región considerada Patrimonio arquitectónico de la Humanidad por la UNESCO, por existir en sus alrededores cerca de 90 hipogeos de las culturas nativas andinas.
En la zona, se vive desde hace dos años una lucha violenta atizada por las comunidades indígenas contra los campesinos por la posesión de la tierra, que deja hasta el momento muertos y familias desterradas. Esas fricciones se agudizaron en las últimas horas, con la toma un centro educativo por los nativos.
En la zona se encuentra el obispo de Tierradentro, monseñor Hernán Tirado, quien hace una inspección a la iglesia destruida.
Fuente: Red Los Verdes/via Facebook

Nenhum comentário: