domingo, 10 de julho de 2011

La selva amazónica, víctima de herbicidas esparcidos desde aviones

 La selva amazónica, víctima de herbicidas esparcidos desde aviones
La selva amazónica es víctima de una nueva y discreta técnica de deforestación clandestina: el "riego" de herbicidas desde aviones, un método que ha destruido decenas de hectáreas de tierras, informó el viernes la prensa brasileña. 
ARCHIVO. Fotografía de abril de 2005 ed la región de Anapu, a 600 km de Belem, norte de Brasil, donde aparece una zona deforestada de la selva amazónica. a selva amazónica es víctima de una nueva y discreta técnica de deforestación clandestina: el "riego" de herbicidas desde aviones, un método que ha destruido decenas de hectáreas de tierras. 
La selva amazónica es víctima de una nueva y discreta técnica de deforestación clandestina: el "riego" de herbicidas desde aviones, un método que ha destruido decenas de hectáreas de tierras, informó el viernes la prensa brasileña. 
Los agrotóxicos han sido esparcidos desde aparatos que volaron sobre 178 hectáreas ubicadas al sur de la ciudad de Canutama, en el estado de Amazonas (norte), comprobó el Ibama (Instituto brasileño del medio ambiente y de los recursos naturales). 
Según este organismo estatal, se trata de un método de deforestación aún escasamente utilizado. 
Los productos químicos empleados matan inmediatamente a los árboles -que toman un color blancuzco y pierden su follaje- y contaminan el suelo y las capas freáticas, a la vez que afectan a los animales y las personas que viven en la región. 
Una vez muertos los árboles, son cortados por los leñadores y el terreno es luego utilizado como pastura. 
El Ibama no estaba disponible de inmediato para confirmar esta información, publicada por el diario Folha de Sao Paulo. 
El crimen ambiental fue revelado gracias al sistema de detección de deforestación en tiempo real por satélite (Deter). 
Según el diario, el responsable no ha podido aún ser identificado. 
Jefferson Lobato, jefe del departamento de vigilancia del Ibama en el estado de Amazonas, explicó a Folha que los criminales "cambiaron de estrategia, pues con los agrotóxicos logran destruir más zonas boscosas en menos tiempo". Las sierras eléctricas y el fuego son los métodos de deforestación ilegal más recurrentes. 
Hasta ahora el Ibama registró sólo un caso de desmonte químico en el estado de Amazonas, en 1999, y otro en el vecino estado de Rondônia (al norte), en 2008. 
El lunes el instituto había incautado unas cuatro toneladas de agrotóxicos que "estaban escondidas en el medio de la selva", según indicó en su sitio electrónico. 
De acuerdo a cifras del Deter publicadas el lunes, 268 km2 de selva han sido destruidos en mayo en la Amazonia brasileña, dos veces más que en el mismo mes de 2010. Sin embargo, la deforestación ha disminuido en relación a los meses de marzo y abril de este mismo año (300 km2 en promedio).

Nenhum comentário: